Los asistentes de campo usarán monociclos

Quien dude de la eficacia de los monociclos como medio para trasladarse de un lugar a otro, ha de despejar dichas dudas cuando vea a los asistentes de campo usando estos equipos para moverse por el terreno. Los eléctricos son los mejores, y se pueden adquirir en tecnocio.com.

Los asistentes de campo son dos personas cuya función en los juegos de fútbol es, como su nombre lo indica, asistir al árbitro del partido desde fuera del terreno de juego. O sea, que el papel que tiene que desempeñar este tipo de árbitro es juzgar, desde su posición en la línea de banda, las posibles acciones que están fuera de las reglas de ambos equipos.

Dichos asistentes tiene que moverse con rapidez de un lado a otro, pues los jugadores se mueven de un extremo a otro de terreno todo el tiempo. De ahí que estos asistentes tengan que estar en condiciones físicas óptimas y, sobre todo, que tengan una gran resistencia.

4

No obstante, por mucha resistencia y agilidad con que cuenten los asistentes de campo, estar de un lado para otro durante 90 minutos no es tarea fácil. De ahí que hayan decidido incorporar monociclos a su labor para trasladarse de un lado a otro durante los juegos.

El monociclo, conocido también como uniciclo, es un vehículo conformado por una sola rueda y pedales como los de una bicicleta convencional. Los hay de varios tipos, y entre ellos están los eléctricos, los cuales son muy cómodos para los conductores, pues no tienen que hacer esfuerzo físico para pedalear.

Aunque andar en un monociclo requiere equilibrio y dominio del centro de gravedad, una vez se adquiere práctica es muy fácil. Además, al ser un vehículo tan ligero, es muy cómodo para los asistentes desplazarse en ellos por el terreno.

También el ser vehículo ecológicos los hace idóneos para este tipo de tarea, pues un medio de transporte que exhale humo no puede ser colocado en un terreno de fútbol. También fueron escogidos por su tamaño pequeño y por no necesitar de timón, pues los asistentes de campo necesitan las manos libres para poder sacar las banderillas de señalización.

En fin, que ya los asistentes de campo no deben preocuparse por el cansancio de 90 minutos de juego. Los monociclos, sobre todo los eléctricos, los ayudarán a disfrutar el juego mientras señalan las faltas de aquellos futbolistas que no siguen las reglas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *